En pacientes con diagnostico de azoospermia (ya sea obstructiva o secretora) o con poca cantidad de espermatozoides, se pueden ofrecer técnicas quirúrgicas para recuperación de espermatozoides para un futuro procedimiento de fertilidad, aquellas técnicas quirúrgicas son indicadas por el médico especialista según cada paciente.

TESE (extracción testicular del espermatozoide)

En este caso se realiza en quirófano con cercanía al laboratorio de reproducción, se extrae un pequeño segmento de tejido testicular y se envía a analizar en busca de espermatozoides para un futuro procedimiento de fertilidad.

PESA (aspiración percutánea de epidídimo)

Esta técnica de aspiración se utiliza en pacientes con diagnostico de obstrucción de la vía seminal, en quirófano se utilizan pequeñas agujas, por las cuales se extraen líquido seminal y se envían a analizar al laboratorio para la búsqueda de espermatozoides.

MESA (aspiración microepididimal)

Esta técnica de aspiración se utiliza en pacientes con diagnostico de obstrucción de la vía seminal, en quirófano se utilizan pequeñas agujas, por las cuales se extraen líquido seminal y se envían a analizar al laboratorio para la búsqueda de espermatozoides.

Resección transuretral de los conductos eyaculadores

A través de la uretra se introduce un aparato denominado resectoscopio con una asa que permite realizar cortes en ambas desembocaduras de los conductos eyaculadores.